Wednesday, June 04, 2008

Ultima ratio

La razón de la fuerza
En algo que escribí sobre la primera Guerra del Golfo, contra la que también estuve y por motivos análogos a los que estuve contra la segunda, no dejé de tomar mis distancias con respecto al "viejo y sucio pendón del pacifismo". Ese pendón volvería a ondear, sino que maquillado con los colores del espectro pentapolita. Politics makes strange bedfellows, como dijo el otro, y por eso quisiera dejar bien sentado que, impedido por la naturaleza de hacer míos esos colores, mi opinión nada tiene que ver con el antiamericanismo ni el pacifismo al uso.
Decía ese mismo otro, demócrata a la fuerza, que cada país tiene el gobierno que se merece, y yo voy más lejos y digo que cada país tiene el gobierno que necesita, de suerte que el que la democracia sea una bendición para ciertos países, para otros es una gran calamidad. La democracia que el Imperio que no quiere decir su nombre impone a trancas y barrancas parte del supuesto de que lo que llamamos "civilización occidental", cuyo último grito es la democracia, sea superior a esas otras civilizaciones del planeta que de la democracia no acaban de fiarse. Y es que la democracia empieza por no respetar sus propias reglas de juego, su propia legalidad. La instancia suprema de esa legalidad son las Naciones Unidas, que son las que, como antaño el Papado, han de decir si una guerra es justa o no. En los cañones antiguos puede verse la leyenda Ultima ratio regum. En los modernos misiles va a haber que poner: Prima ratio reipublicae.

(CRONICAS ANACRONICAS)

Labels:

2 Comments:

Blogger alvaro said...

Se convence con razonamientos y hechos ya que con guerras , lo unico que consiguen es el odio de la otra parte.De todas maneras el futuro internacional parece desalentador pues se estan calentando motores para próximos conflictos desde distintos puntos.Y gane Obama o McCain la politica exterior de EE.UU será la de siempre,e Iran también seguirá con su politica.Mal futuro para todos.Que Dios nos ampare.

3:35 AM  
Blogger alvaro said...

Pienso que cada país tiene el gobierno que sus grupos de presión quieren.¿Hay democracia interna en los partidos politicos?¿Pueden colectivos culturales o independientes tener posibilidades de representación?¿Estan representados los problemas ciudadanos por los intereses de los partidos?

3:55 AM  

Post a Comment

Subscribe to Post Comments [Atom]

<< Home