Tuesday, November 18, 2008

Memoria histórica o el tiro por la culata

EXILADOS ESPAÑOLES
Escribe Rafael Girón Mantero
He leído con mucho interés el reportaje de este periódico el pasado viernes sobre el proyecto del gobierno de gastar 40 millones de euros en buscar descendientes de exilados españoles, para darles la nacionalidad española.
¿Es eso necesario.? Ese gasto en tiempos de crisis no tiene más explicación que la desesperación del Partido Socialista para conseguir votantes para las próximas elecciones, ya que están detectando que en España los van perdiendo y hay que buscarlos en el extranjero.
¿No sería más democrático facilitar el voto a los españoles residentes ausentes? Bien es verdad que desde el gobierno de la UCD, cuando se celebró el I Congreso Democrático de Asociaciones de Emigrantes en Europa, en el que se planteó esa cuestión, se ha avanzado mucho, pero todavía tiene sus dificultades: el retraso del correo, el costo del certificado, que después se devuelve y en algunos casos no llega, las distancias a los Consulados, la falta de información, el coste de los desplazamientos y los votos que no llegan.
Creo que hay muchos hijos y nietos de españoles exilados que están muy orgullosos de poseer la nacionalidad del país en que han nacido. He conocido a varios en el Reino Unido, que aunque sientan algo de cariño por España, se sienten muy orgullosos de ser británicos. ¿Vamos a gastar una pasta gansa en buscar posibles votantes.? Porque eso es lo que pretende el Partido Socialista, los emigrantes, los exilados, sus hijos, sus nietos, sus esposas, los inmigrantes y sus familias y así sucesivamente hasta engrasar el censo electoral con bocas agradecidas.
Voy a ahorrarle al gobierno algo de dinero dándole pista de un hijo de exilado, por si les puede interesar. Se trata de un hijo de Luis Portillo, poeta y filósofo salamanquino, amigo de Unamuno, que se exiló al Reino Unido al comienzo de la guerra civil. Pudo encontrar trabajo en la BBC en un programa para enseñar español y de allí saltó a profesor de universidad. Se casó con una británica y se afincó en ese país hasta su muerte, creo que a principio de los noventas. Su hijo Miguel podría ser un elegido para ofrecerle la nacionalidad española. Habla español correctamente (por supuesto inglés y que yo sepa, también francés, italiano y alemán), ha sido Ministro de Economía, de Trabajo y en el último mandato de Margaret Thatcher, Ministro de Defensa. Actualmente sigue en política como Miembro del Parlamento por el distrito de Chelsea en Londres.
Después de todo no ceo que al Partido Socialista le interese ofrecerle la nacionalidad española porque conociéndole personalmente y dada su trayectoria política, no creo que nunca fuera a votar a los socialistas.

Rafael Girón Mantero, 29365826-R
Higuera de la Sierra. Publicado en ABC el 18-11-08

Labels: ,

1 Comments:

Blogger alvaro said...

Lo que está ganando voto es la abstención debido a la desilusión de muchas personas con la política en general como también noto con la religión institución.Es una observación de la realidad aunque personalmente pienso diferente.

10:13 PM  

Post a Comment

Subscribe to Post Comments [Atom]

<< Home